martes, 19 de agosto de 2014

La batería de estado sólido puede estar más cerca que nunca

iPhone-5-Battery-Replacement
La nueva batería de estado sólido que la empresa norteamericana Applied Materials ha desarrollado podrían traer nuevas posibilidades en diseño y aplicación. Además de tener una capacidad más duradera que las actuales.

Uno de los grandes problemas del mundo de la tecnología actual es la duración de las baterías. Todos nos quejamos de tener que vivir siempre cerca de un enchufe o de tener que volver a casa antes de lo previsto. Pues bien, esto podría acabarse antes de lo esperado si atendemos a Applied Materials y su solid-state battery o batería de estado sólido.

Este tipo de baterías ya se han venido usando desde hace algún tiempo, por ejemplo en algunos sensores inalámbricos, pero la empresa norteamericana asegura que ahora se encuentra en una posición capaz de ofrecer este tipo de tecnología de manera mucho más asequible a la actual. De confirmarse dicha afirmación, el futuro de las baterías podría cambiar radicalmente.
El único inconveniente de las baterías de estado sólido sería la baja potencia de salida
La explicación que hay detrás de esta tecnología es sencilla: las baterías actuales, las de iones de litio están compuestas en gran medida de un líquido altamente inflamable responsable de transmitir los iones de positivos a negativos. Sin embargo con las baterías de estado sólido esos electrodos líquidos se verían sustituidos por los de metal de litio sólidos que pueden almacenar muchísima más energía.

Sin embargo esta teoría que a simple viste parece sencilla se complica dramáticamente a la hora de convertirse en realidad y es que el proceso de producción es bastante complejo. No obstante, Applied Materials dice haber encontrado un método que permitiría realizar este proceso de manera escalable y sencilla. Para ello las baterías se deberían producir de manera que se creasen capas sucesivas y sin fisuras de contactos eléctricos, electrodos y los electrolítos que los separan. De hecho las herramientas para hacer este tipo de producción ya han sido enviadas a ciertos clientes para que hagan prototipos pero la empresa ha preferido no nombrarlas.

Según informa la web Technology Review, esta tecnología permitiría crear baterías con diferentes formas y tamaños lo que la haría idónea para su aplicación en los smartwatches, un mercado que adolece en gran medida de una falta de baterías de larga duración.


Original

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada